LIBROS “Vivir sin petróleo” o cómo salvarnos del plástico

Viernes 12 de Abril de 2019




Rosa Barasoain es una de las cabezas visibles de La Fertilidad de la Tierra, que acaba de publicar “Vivir sin petróleo”. La editorial estará presente en BioCultura BCN presentando esta y otras novedades.

-¿Nos puedes hablar del último libro que habéis publicado?

-El libro es “Vivir sin petróleo. El gran libro de los recursos vegetales”, del que es autor Bernard Bertrand, y nos regala una información muy valiosa precisamente en estos momentos que unos ven como principio del fin y otros como oportunidad de ponerse manos a la obra para una nueva era. Bernard lleva publicados unos setenta libros… Siempre en su línea de estudiar, reconocer y amar a las plantas, y luego divulgar los conocimientos… más que desde la botánica o desde la etnografía. De hecho hace años le llaman cariñosamente “el biógrafo de las plantas”, porque cada vez sabe más de ellas pero no como un erudito sino porque nos demuestra que se puede contribuir a otra sociedad más ecológica. Para escribir “Vivir sin petróleo” trabajó en colaboración con el Royal Botanic Gardens Kew en Londres, uno de los mayores jardines botánicos del mundo, y donde, además de un jardín extraordinario, tienen un herbario con 8 millones de especímenes, un banco de semillas, una biblioteca inmensa y una colección de economía botánica. Aquí Bernard ha extraído una valiosa información fotográfica y documental sobre aquellos materiales que hasta hace poco utilizábamos: tejidos, cuerdas, embalajes, envases… que procedían del reino vegetal y que ahora nos los venden de plástico, incluida la ropa, cuando tenemos fibras nobles a nuestro alcance.

UN COMBUSTIBLE CONTAMINANTE
-¿Se puede vivir sin petróleo hoy en día?
-El petróleo es un combustible que contamina en todo el proceso de extracción, elaboración y uso, como fuente de energía para calentarnos, para mover vehículos… Daría para otro artículo enumerar las alternativas. Pero la otra cara sucia del petróleo son los plásticos. El planeta ya no soporta más plástico y creo que nuestra sensibilidad y sentido común tampoco. En primer lugar porque ya basta de esta locura del usar y tirar objetos que se estropean rápido y permanecen siglos como restos invasores. Hay que invertir esto, y recuperar la elaboración y uso de objetos que duran generaciones y nunca serán basura porque son total y verdaderamente biodegradables. Entre los tantísimos datos que aporta Bernard nos impresionó saber que los palacios de la ciudad de Venecia están cimentados en pilotes de madera. Decenas de pilotes de madera de aliso por metro cuadrado, hincados en el lodo de la laguna…¡desde hace 500 años! Y siguen ahí porque el aliso común no se pudre en el agua. Hay sorpresas así en el libro. Hay cientos y cientos de recursos vegetales basados en un saber ancestral que podemos recuperar sin que esto suponga un retroceso sino un avance para la economía del planeta; es toda una reflexión sobre nuestra relación con los recursos orgánicos renovables y cómo algunos lobbys los secuestraron y difamaron.

-¿A quién va dirigido? ¿Por qué son tan necesarios libros como éste?
-Puede ser de interés para muchas personas porque tiene muchos aspectos a descubrir. Por cultura, belleza, economía y por supuesto le encantará a quien tenga curiosidad y conciencia ecológica. Este libro es una rica selección de fichas tecnológicas con recursos vegetales ya sea en la obtención de tejidos (ya sea ropa, tintes, envases, embalajes, decoración, esteras…), de hermosos objetos ligeros y a la vez duraderos, para uso cotidiano y para reintroducir la economía sostenible. Vivir sin petróleo significa terminar con este usar y tirar tan contaminante. Devuelve la dignidad a los objetos con una sencillez admirable y con muchísima información, también gráfica, porque en Kews ha podido fotografiar objetos variadísimos de todo el mundo y de épocas muy variadas también. Ten en cuenta que Bernard hace años que está estudiando el tema de la supervivencia y de la autosuficiencia. Se va los meses de verano a lugares como Canadá con una navaja en el bolsillo y un saco de dormir… y allí el grupo subsiste con sus redes para pescar, sus recipientes para recolectar… con respeto por el entorno y leyendo de ese libro abierto que es la Naturaleza.

BIOCULTURA BCN
-¿Qué otras novedades vais a tener para BioCultura BCN?
-Siempre en la línea de apoyar y guiar en el cultivo y el consumo ecológico, presentaremos el libro “Jardinería medicinal autosuficiente” que enlaza conocimientos para el cultivo, recolección y elaboración con plantas medicinales desde el saber hacer campesino y las últimas investigaciones, para iniciarte en el conocimiento de las plantas que nutren tu propia farmacopea; y otro libro muy curioso, “El baile de la vida en las mujeres”, sobre nuestras etapas vitales desde una óptica natural, sin medicalizar, para  conocernos, para compartirlo con hijas, nietas, amigas… y saber que no somos lineales sino cíclicas, y lo presentan con unas ilustraciones que sorprenden y gustan.

-¿Qué libros os piden más? ¿Cuál es vuestra joya de la corona?
-Predomina la demanda de libros prácticos: cómo hacer huerta, semillas, compost, preparados, apicultura… pero la joyita es un libro ya casi agotado que editamos en homenaje al botánico Pedro Montserrat, “La cultura que hace el paisaje”, toda una reivindicación del saber hacer campesino y que él como científico admiraba y rescataba para el futuro, para los jóvenes. Cuando lo ponemos sobre la mesa siempre hay algún joven que se siente como imantado y lo abre entre sus manos.

Pedro Burruezo
 


Más info
www.lafertilidaddelatierra.com






Bienvenido



El Ecomensajero Digital

Suscribete para recibir los boletines de noticias.

Redes Sociales

Volver al inicio

Home | Términos del Sitio | Contacto