PREMIS ONES MEDITERRÀNIA/CRÓNICA DE UNA GALA PARA EL RECUERDO Unos premios y premiados muy, muy valientes

Lunes 21 de Septiembre de 2020





Ángeles Parra (de Vida Sana, Premio Ecoticias), el rumbero Sicus Carbonell, el periodista Jon Sistiaga, Grethel Aguilar, la activista Nadia Ghulam, Fundación Global Nature, el Anillo Verde de la Bahía de Santander…fueron algunos de los premiados en la gala de los Premios Ones Mediterrànea que cada año concede la fundación Mare Terra y que otorga en la ciudad de Tarragona. Pedro Burruezo estuvo allí y nos lo cuenta porque el mensaje de los galardonados voló alto...
 


Tarragona fue, el pasado viernes, un año más, el escenario de una cita ineludible que reconoce el trabajo y la labor de personas de prestigio nacional e internacional en una gran ceremonia, a pesar de la que está cayendo. Y es que en 2020 se han vuelto a celebrar los Premis Ones Mediterrània, que han llegado a su 26ª edición llenos de ilusión. Mare Terra Fundació Mediterrània convocó esta gala de premios con la finalidad de reconocer y difundir el trabajo y proyectos de personas e instituciones que impulsan acciones para la conservación del medio ambiente, en defensa de los derechos humanos, que fomentan la cultura y la solidaridad, y que incentivan el desarrollo social. Entre los premiados, Ángeles Parra (Vida Sana), el rumbero Sicus Carbonell, el periodista Jon Sistiaga, la abogada costarricense Grethel Aguilar, la activista Nadia Ghulam (Afganistán), el proyecto Life “Anillo Verde de la Bahía de Santander”, municipio de Vila-Seca, la Fundación Global Nature… Un rosario de personas y entidades que, o bien por su defensa de lo medioambiental o de lo social, son un ejemplo para el mundo en estos momentos en que el mundo se descompone.
 

 

JURADOS INDEPENDIENTES
Diferentes jurados independientes, entre los cuales se encuentran instituciones y entidades, han establecido dos distinciones: los reconocimientos y las menciones. La entrega de premios congregó a representantes políticos y sociales, así como amigos y voluntarios de la fundación. Optaron a los galardones toda persona, colectivo, entidad, empresa o institución que, por iniciativa propia o propuesta de terceros, o bien por el seguimiento y valoración de Mediterrània, puede ser distinguida por sus proyectos o su trayectoria. El viernes 18 de septiembre, Tarragona fue un hervidero de activistas, voluntarios, personajes… La velada estuvo amenizada con buena música, la Stromboli Jazz Band y el propio Sicus Carbonell. Se cumplieron todas las normas de seguridad, pero el mensaje de los premiados era tan poderoso que olvidamos por un momento todos los problemas y, desde la conciencia, los discursos de los galardonados tiñeron de esperanza el futuro.

 


BUENAS VIBRACIONES
Hubo más que buenas vibraciones. De la gala del viernes me llevo tres cosas. 1) Ángel Juárez, de Mare Terra, la entidad organizadora, es un valiente: no se ha amedrentado ante las circunstancias (personales y colectivas) y ha echado hacia adelante: hay que ser prudente pero no cobarde. Si dejamos de hacer las cosas por miedo, estamos perdidos. El mundo requiere de nuestra valentía, hoy más que nunca. Los guerreros ni se jubilan ni tiran la toalla. Ole, Ángel. Viva tú. 2) Los premiados, cada uno en lo suyo, son valientes que luchan contra viento y marea en pro del bien común. Cada uno de ellos y de las entidades que les respaldan vale un potosí. Esos son los que debieran estar al frente del mundo y no los personajes oscuros y mediocres que nos gobiernan. 3) No todo lo importante y lo valiente ocurre en Madrid y Barcelona y, aunque no veas esta gala en los medios más generalistas, lo que ocurrió allí es infinitamente más importante que lo que ocurre en la mayoría de las galas al uso de reparto de premios, por mucha alfombra roja que luzcan.

 

 

HISTORIAS CONMOVEDORAS
Mención aparte merece la historia de Nadia Ghulam, que sobrevivió a una bomba en Kabul en plena guerra civil y, con medio cuerpo quemado y con media familia en el cementerio tras ese asunto, dio de comer a los suyos trabajando disfrazada de hombre, ante la posibilidad de ser descubierta por los talibanes. No en vano Nadia pertenecía a uno de los últimos reductos sufíes tradicionales de Kabul y el Amado protege a los que Le recuerdan. También resultó muy estimulante conocer de cerca la labor del Observatorio de las Desapariciones Forzadas de Menores: una entidad que persigue visibilizar el robo de bebés durante la posguerra a manos de médicos y monjas, una de las sombras más pútridas de nuestra historia reciente. La Asssociació Deportiva Torreforta, el pianista Cecilio Tieles y su labor de divulgación, el conservacionista José Mª Galán (Premio “El Bosque Habitado”, de Radio 3)… fueron otros de los premiados.
 


DE TÚ A TÚ
Una cosa que hace muy bien Mare Terra es que, en este día y medio en Tarragona, los premiados y los periodistas hablamos entre nosotros, comemos y cenamos juntos, reímos, debatimos… Se conoce al otro y lo que hace de tú a tú. De ahí han salido hasta parejas, jajaja, según Ángel Juárez. Y, además de amoríos, surge también la posibilidad de sinergias compartidas entre personas, entidades, etc. Interesantísima la labor que hace Juárez y todo su estupendo equipo, que nos ha tratado a todos de lujo.  Ángeles Parra, ante una fila 0 de políticos, señaló que “son los sabios y las sabias quienes deberían gobernarnos a todos”. Vaya que sí. Otro gallo cantaría…  Pero, mientras nos queden los “Juárez” y los personajes como los premiados, no todo está perdido… No quiero dejar de recordar la participación en la gala de María José Parejo, de citado programa de Radio 3. Esta chica tiene una alegría y una esperanza muy contagiosas. Bravo a todos por esos discursos y esas actividades tan necesarias en un mundo, como decía, que se acerca a un colapso que va a poner en peligro la vida de nuestros hijos/as y nietos/as… En fin…


Pedro Burruezo
Publicado en El Ecomensajero Digital


 






Bienvenido



El Ecomensajero Digital

Suscribete para recibir los boletines de noticias.

Redes Sociales

Volver al inicio

Home | Términos del Sitio | Contacto